Tras varios años, nuevamente el café hizo uso del sistema férreo. Hace unas semanas, una carga partió de la estación Ferro México, en La Dorada (Caldas), junto a un envío de bebidas y, entre las dos, completaron 13 plataformas. 

Se movilizaron 1.230 sacos de café orgánico tipo pergamino, de Planadas (Tolima), y 147.000 botellas de productos Postobón. La carga arribó a Santa Marta (Magdalena), donde el café irá una trilladora, antes de ser exportado. Las bebidas fueron a Malambo (Atlántico) y Santa Marta.

Para esta operación se hizo uso de los corredores férreos La Dorada – Chiriguaná, de 522 kilómetros de longitud, administrado por la ANI a través del Consorcio Ibines Férreo, y Chiriguaná – Santa Marta, de 264 kilómetros, a cargo del concesionario Ferrocarriles del Norte de Colombia (Fenoco), respectivamente.

“La reactivación del transporte férreo es una prioridad del Gobierno, así quedó establecido en el Plan Nacional de Desarrollo y por eso hemos venido fortaleciendo la operación y mostrando las ventajas en seguridad, reducción de costos y tiempos que trae este modo de transporte”, dijo Louis Kleyn, presidente de la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI).

El recorrido duró cerca de un día y atravesó cinco departamentos: Caldas, Antioquia, Santander, Cesar y Magdalena.

La consolidación de una operación permanente mejorará la competitividad para los pequeños y medianos productores y asociaciones de café de exportación de la región central, que incluye los departamentos de Cundinamarca, Tolima, Santander, Antioquia y el Eje Cafetero.

Cabe resaltar también que existe el interés de realizar operaciones de carga por parte de empresas especializadas de alimentos, industriales y asociaciones de cafeteros, empresas de materias primas recicladas como el papel e insumos de la construcción, así como proveedores de productos de aseo y para el hogar.

Para facilitar y potenciar las operaciones, la ANI rehabilitó un espacio de unos 3.000 m2 que se convertirá en el punto de transferencia de carga entre el modo carretero y el modo férreo.

La Dorada es un punto estratégico por su ubicación, y se constituye en un articulador del Magdalena Medio, ya que por vía terrestre está conectado con los departamentos de Santander, Antioquia, Tolima, el Eje cafetero, Boyacá y Cundinamarca, explicó la ANI.

Postule su candidato a los​ premios Zonalogística 2019