La Gestión del Transporte (Entrega I)

0
443

transporte-ppal

 

Por: Diego Luis Saldarriaga R.

Gerente de Operaciones y Logística del Grupo Familia

Comenzamos una serie de artículos en los cuáles se pretende presentar los parámetros que facilitarán un manejo más eficiente de una de las operaciones más críticas dentro de la cadena logística: la movilización de productos.

El transporte representa el primer o el último eslabón de la cadena de suministro; es el primero si estamos hablando de materias primas para un proceso industrial o si se trata de un comerciante que recibe productos terminados de su proveedor será el último eslabón. Analizándolo así se entiende que este proceso es esencial y afecta de manera lógica el servicio prestado a los clientes, bien sea a la entrada o la salida del sistema de distribución.

Puede decirse entonces que la función básica del transporte es materializar una promesa de servicio.

El Servicio en el Transporte

Cuando se habla de servicio en el transporte se refiere a dar cumplimiento a los tiempos de entrega establecidos y a entregar la carga en buena calidad y sin faltantes; esos tres aspectos configuran la preocupación del transportista para completar el servicio de una compañía.

El Costo en el Transporte

El otro impacto del transporte en la cadena de suministro es su costo, el cual se ve afectado (entre otras) por las siguientes características:

  • El tipo de carga (que establece de alguna manera el modo de transporte a utilizar).
  • El coeficiente de estiba o factor peso volumen (es la relación entre el peso y el volumen de la carga).
  • La distancia recorrida.
  • La topografía que deberá recorrer la carga.
  • El modo de transporte utilizado.
  • La manera de acomodo de la carga en el equipo de transporte (paletizada o a granel).
  • La edad de la flota.
  • La capacidad a la cual se opera el sistema (el camión mismo, la utilización de la carga dentro del camión y los tiempos de cargue y descargue).
  • En muy contadas ocasiones se relaciona con el valor de la mercancía.

 

El Estigma de la Calidad del Transporte

En muchas economías el transporte es visto como un mal necesario y no como un proceso vital en la cadena de suministro y como consecuencia de ello se encuentra que los  conductores no son profesionalizados y no se incorpora la tecnología suficiente para su gestión. Además se observa que – por decirlo de alguna manera – esta operación es considerada “el cesto de la basura”, aquel eslabón más débil en donde llegan la mayoría de los problemas y justificaciones por el mal servicio (a veces con justos razonamientos).

El Transporte es el Proceso que Mayoritariamente se Terceriza

Por la especificidad de esta función y las grandes inversiones que se requieren para tener una flota de distribución, las empresas recurren muy frecuentemente a tercerizar este servicio. Es entendible la lógica de este proceder, pues la empresa transportista tiene la capacidad de tener una masa de carga suficiente para que los equipos viajen siempre llenos, eliminado los viajes en vacío (cosa que la empresa particular le quedaría difícil de lograr).

En una investigación liderada por la Revista Zonalogística en junio del 2012 se encontró que el 83% de las empresas encuestadas tercerizaban el transporte masivo, un 74% el transporte de última milla, en comparación con el 57% que tercerizaba el almacenamiento. Esto demuestra que en Colombia el transporte es un proceso que se suele entregar a terceros.

El Indicador Envolvente que Resume el Costo de Transporte

En muchas economías aún no se tienen indicadores típicos de cómo medir la eficiencia en costos en el transporte, otras en cambio han adoptado el costo por tonelada por kilómetro recorrido para tener un único indicador; obviamente este indicador es difícil de comparar entre un país y otro (especialmente por su topografía) y – dentro de una nación – ente una ruta y otra.

Si se toma el ejemplo de Colombia y Estado Unidos, para que un camión en el país norteamericano recorra 100 kilómetros necesitará 80 minutos; en cambio en Colombia le tomará 230 minutos. En otras palabras la movilidad de ese camión en Estados Unidos es de 76,9 kilómetros por hora y en Colombia es de 26,6 kilómetros por hora… Marcada brecha arroja esta comparación. 

En el Transporte Existe una Relación Estrecha entre el Costo y el Tiempo

El transporte afecta entonces el tiempo y el costo de entrega de los bienes y por tanto es imperativo gestionarlo. De igual forma se debería establecer una relación marcada entre el costo y el tiempo y en ese caso muchos productos podrán absorber o aceptar una tarifa mayor a cambio de un tiempo de entrega corto, otros como los comoditties no.

La Figura No.1 muestra esta relación y de su análisis se desprende que debería seleccionarse muy cuidadosamente el tipo de transporte a utilizar para cada tipo de producto. También nos permite concluir que todos los medios de transporte son necesarios y útiles y que se beberían mirar más bien como complemento antes que como competidores.

Figura No.1figura-1

Relación entre Costo y Tiempo del Transporte

 

El Transporte y el Medioambiente

El transporte es uno de los procesos que más dióxido de carbono emiten a la atmosfera, por esto una flota nueva genera eficiencias en la contaminación y en el uso de recursos para operarla.

El Alma del Proceso de Transporte es el Conductor

Como en casi todo proceso, el motor que mueve el engranaje son las personas y este proceso no será la excepción; si un conductor no es consciente de las horas de descanso, sufrirá fatiga y la accidentalidad amentará, poniendo en peligro su vida y el patrimonio representado en el camión. La elección del conductor requiere responsabilidad… Usted entrega su finca de USD200.000 para que sea manejada por un mayordomo poco educado, pero no le entregaría su auto de USD70.000 para que él lo condujese. Algo parecido debe suceder en la elección del conductor, ¿tiene usted la persona adecuada para que le maneje su camión, su patrimonio?.

El punto principal es que el conductor maneja un activo productivo y es el eje central de la conducción eficiente, de la reducción de costos en el servicio y del servicio mismo y como tal debe dársele el tratamiento.

Empezamos en esta edición una serie de entregas que nos llevarán por el fascinante mundo del transporte, de su eficiencia y de su relación con el servicio.