Falta más uso de inteligencia artificial en el mundo laboral

0
272
Según un estudio, 90% de los líderes de RRHH se muestra preocupados porque no podrá adaptarse a la rápida aplicación de esta tecnología en su trabajo. 

Si bien la inteligencia artificial (IA) es reconocida como una herramienta que aporta al crecimiento de las economías y las empresas, al parecer está desaprovechada en el mundo laboral.

Así lo señala un estudio elaborado por Oracle y Future Workplace, empresa de investigación dedicada a preparar a los líderes para los cambios en el reclutamiento, desarrollo y generación de compromiso de los empleados.

El estudio llamado “IA en el trabajo” evidencia que mientras 70% de las personas utiliza alguna forma de inteligencia artificial en su vida personal, sólo 6% de los profesionales de recursos humanos implementa esta tecnología y únicamente 24% de los empleados la utiliza algo en el desempeño de sus actividades laborales.

En el estudio se analizaron los datos de 1.320 líderes y empleados de esta área de las compañías de los Estados Unidos.

Según el reporte de Oracle y Future Workplace, pese a que la gente está dispuesta a adoptar IA en el trabajo y entienden que hay beneficios adicionales a la automatización de procesos manuales, las empresas no están haciendo lo suficiente para ayudar a sus colaboradores en adoptar esta herramienta.

Esto, advierte el análisis, podría generar “una menor productividad, obsolescencia de habilidades y pérdidas de empleo”.

Un detalle que llama la atención en este análisis, y que contrasta con el bajo uso de la inteligencia artificial, es que los empleados estarían dispuestos a seguir instrucciones dadas por robots, según la respuesta del 93% de los consultados.

Visión de los líderes

Para entender la situación, el trabajo examinó las percepciones que líderes de recursos humanos y empleados tienen sobre los beneficios de inteligencia artificial, los obstáculos que impiden su adopción y las consecuencias en el negocio al no hacer uso de ella.

En general, empleados y líderes de recursos humanos coinciden en el potencial y el impacto positivo que tiene la inteligencia artificial y enfatizan en el aporte al incremento de la productividad.

Ambos hacen proyecciones sobre los beneficios de introducir estas novedades tecnológicas en los próximos tres años.

En el caso de los empleados, el 59% cree que van a mejorar las eficiencias operacionales, en tanto que la mitad de ellos cree que permitirá una toma de decisiones más rápida.

La reducción significativa de los costos, las mejores experiencias para los clientes y para los empleados, son otros aspectos favorables que se perciben entre los colaboradores con la introducción de estas nuevas tecnologías.

Por su parte, los ejecutivos que tienen a su cargo el departamento de recursos humanos de las empresas considera que las aplicaciones en torno a la inteligencia artificial impulsará el aprendizaje y el desarrollo (27%). Igualmente, mencionan ventajas en aspectos relacionados con la gestión del desempeño (26%), la compensación/nómina (18%) y los beneficios de reclutamiento y empleados (13%).

Lo que falta 

De los resultados de la investigación “IA en el trabajo”, se concluye que las empresas no están haciendo lo suficiente para preparar su fuerza laboral con estas innovaciones a pesar del claro potencial que muestran para mejorar el desempeño de los negocios.

En ese sentido, subraya que “los líderes de RRHH y empleados creen que las empresas no están haciendo lo suficiente para prepararlos. Las personas entrevistadas también identificaron una serie de obstáculos que detienen a las empresas.

El 90% de los líderes de RRHH se muestra preocupado porque no podrá adaptarse a la rápida implementación de la inteligencia artificial como parte de su trabajo. También les inquieta que no tengan la capacitación necesaria para adoptar la tecnología en la empresa.

Además, señala el estudio, “mientras que más de la mitad de los empleados (51%) están preocupados por no poder adaptarse a la rápida implementación de la inteligencia artificial, 71% de ellos cree que las habilidades y conocimientos en este campo serán importantes en los próximos tres años”.

Además, el 72% de los líderes de recursos humanos comentaron que sus empresas no ofrecen ninguna forma de entrenamiento en esta tecnología. Otros factores que citan como aspectos importantes que obstaculizan la aplicación de estos sistemas avanzados son los costos (74%), el fracaso de la tecnología (69%) y los riesgos de seguridad (56%).

Saben que no implementar inteligencia artificial ahora causará pérdidas de empleo, generará irrelevancia y afectará las ventajas competitivas.

Sin miedo a aplicarla

Pese a que se habla mucho de que la Inteligencia Artificial puede desplazar mano de obra, el estudio no señala lo mismo con los líderes de RRHH (79%) y colaboradores (60%). Consideran que el fracaso de la adopción de la Inteligencia Artificial tendrá consecuencias negativas en sus carreras, sus colegas y en la empresa en general. “La gente no le teme a que la Inteligencia Artificial tome su trabajo.

Al contrario, quieren ser capaz de sacarle provecho a las innovaciones más recientes de forma rápida y fácil”, opina al respecto la ejecutiva Emily He, actual vicepresidente senior de Human Capital Management Cloud Business Group de la firma Oracle.